jueves, 6 de septiembre de 2012

Isla Mauricio, la perla del Indico (VI)

Aparte de ser un importante productor de azúcar, Mauricio también tiene una participación equitativa en la producción de sal en la región. Las condiciones climáticas aquí son ideales para la sal. Tamarin es una de las zonas de mayor producción de sal en esta región y los turistas podemos visitar los campos de sal y las refinerías colindantes.



Incluso tienen una tienda-recepción.






Y seguimos.
En medio de la nada, junto a la carretera encontramos esta pequeña joyita que parece salir directamente de un libro de curiosidades. Se trata de la capilla natural de la Inmaculada Concepción y de la que no hay absolutamente ninguna información por ninguna parte. Así que lo único que os puedo decir es que la hicieron en 2006 según pone la placa y poco más. Pasad y vedlo vosotros mismos...












Y de aqui nos vamos a Flic en Flac.
Flic en Flac se encuentra en el distrito de Río Negro en la costa occidental de la isla de Mauricio. La zona tiene las playas más bonitas de la isla protegida por los alrededores de los arrecifes de coral . La región está protegida de los vientos alisios del Sureste por una cadena de montañas.
Durante la década de 1960 el pueblo sólo era conocido por su cementerio, donde la gente de las aldeas cercanas iban a enterrar a sus familiares muertos. También había algo de caza artesanal de patos y aves silvestres en los pantanos de la región.






Este horno estaba en plena playa, supongo que sería para el azúcar..






Por el camino se veían más ingenios azucareros.





Y por aquí nos metimos a ver que había...


 Y que me decís de los muebles??

Luego nos acercamos un ratito a descansar a la playa, siempre la mejor opción.





Una pequeñisima morena..





 Y según iba oscureciendo la playa iba llenándose se estas serpientes marinas..





Había una boda al estilo escocés...en Mauricio.










Y volvemos a casa..

Ya casi íbamos llegando al final del viaje, pero aún quedaba lo mejor....
Me encantan las tiendas..






Esta era la iglesia de nuestro pueblo.








Ese día teníamos la excursión a Isla Gabriel saliendo desde Grand Baie, así que nos levantamos temprano y cogimos camino.




Y llegamos tempranito para que no ocurriera como en la otra excursión.



Esta es la Biblioteca Pública de Grand Baie



Como vamos a ver en Mauricio conviven en paz todas las religiones




Y en Grand Baie encontré una de las iglesias más bonitas y originales de la Isla.











Y enfrente una mezquita.





Y después de tanto esperar se suspende la excursión porque al parecer hay mucho viento....
Así que cambiamos los planes y fuimos a visitar Port Louis, la capital de la isla.
Aparcamos el coche y empezamos a caminar. Lo primero que vimos fue las casas típicas criollas que en la capital son bastante abundantes.


El ayuntamiento...


El teatro Municipal de Port Louis, el más antiguo del Hemisferio Sur aún en uso.






La Plaza de Armas..





En lo que llaman el Waterfront hay varios centros comerciales. Éste es el más antiguo.







Y seguimos paseando por el waterfront





Y llegamos a Caudan, un centro comercial realmente bien montado.









En este centro comercial, encontramos un número impresionante de cosas que hacer. Se le llama comúnmente "Caudan" y aquí se respira la felicidad. Vienen a encontrarse turistas, jóvenes en búsqueda de diversión, sobretodo al salir de clase, o parejas de enamorados, pero también se ven hombres de negocios que van apurados... hay de todo en este centro comercial…
Es el lugar donde se reúnen también las grandes marcas de zapatos, de ropa y de joyas. Aquí, las marcas locales compiten con las marcas internacionales bajo el mismo signo : calidad. Es por esta razón que Caudan es sinónimo de lujo, sobretodo porque en el interior se encuentra un hotel de 5 estrellas. Pero a pesar de eso, se encuentra gente de todo tipo.





Aparte del hotel, el lugar dispone de un puerto para yates, áreas de estacionamiento y alrededor de 140 locales que se reparten entre oficinas, agencias de viajes, salones de belleza, librerías, cafés y restaurantes (hay cibercafés), salas de juegos electrónicos, tres salas de cine, un casino, un museo y diferentes tiendas, hasta un mercado y el « craft market », donde se encuentra artesanía.



Justo enfrente del centro comercial, al otro lado del Waterfront, encontramos el Mercado Municipal. En las calles de alrededor, a diario se montan puestos de ropa, zapatos, ...


 Las verduras verdes, que constantemente se están regando, le dan un aire de delicadeza a los puestos tristes y austeros de las papas, y de las cebollas. También se podrán apreciar ramas,o pedazos de corteza, que sirven para preparar infusiones, y poseen el poder de curar enfermedades "incurables".


Aqui, los precios están correctamente indicados, contrariamente a lo que se hace en el piso superior, donde se encuentran los recuerdos y la ropa.
La parte de adornos y de recuerdos (souvenirs) es mucho más tranquila. Pero igual llama la atención con sus "batiks", sus camisetas con el dodó, ropa de playa floreada, pareos decorados, manteles hechos a mano, o collares de flores. Se podrá ver curiosamente tentáculos de pulpo que cuelgan al lado de canastas hechas en rafia sin dejar de hablar del olor que desprende el pescado salado junto con los aromas de las otras especias.






Y entramos en Chinatown.






El barrio chino se encuentra en el antiguo Port Louis y es fascinante ver como el ambiente es muy diferente del resto de la vecindad. Los habitantes mayores del barrio chino de Port-Louis se visten todavía a la manera china y han mantenido un profundo acento chino haciendo sus discursos incomprensibles.





Pequeñas tiendas, de lado a lado, venden los mismos productos: piezas de recambio de segunda mano, juguetes de plástico, pinturas chinas, ropa, libros y medicamentos....

El calor, el polvo y el fuerte de los ingredientes y especias, propias de la cocina china, nos traslada a ese país rápidamente. Actualmente, esta región, de día muy animada, de Port Louis es bastante peligrosa por la noche. Hay un esfuerzo para alentar a los pequeños restaurantes y tiendas a que permanezcan abiertas por la noche, pero sin mucho éxito todavía.


La convivencia es total. Aquí una mezquita..


...frente a una pagoda china.






Y nos vamos de Chinatown..Volvemos a pasar por el exterior del mercado..













Y nos dirigimos al Jardín de la Compañía.

 Los Jardines de la Compañía, es el parque más atractivo de Port Louis, con su vasta cantidad de higueras, gran número de estatuas, bancos y fuentes.




En las higueras había multitud de altavoces con música hindú a todo meter..



Una vez, huerto de la Compañía Francesa de las Indias Orientales en la época colonial, es ahora más conocido por sus estatuas del escultor local Próspero d'Epinay y el muy querido músico Ti Frère.












 Y dejamos el centro para acercarnos a la ciudadela por esta cuestecita..


Situada en una colina que domina la ciudad y el puerto, esta estructura, parecida a una ciudadela, fue construida por los británicos en 1835 para observar posibles disturbios en Port Louis antes de la abolición de la esclavitud. En la actualidad, es sede de espectáculos y actuaciones musicales de artistas locales y de todo el mundo. En 2005 y 2006 fue renovado por el experto francés Claude Fauque Museo. Desde entonces, alberga conciertos, actuaciones musicales y folklóricas. Desde el verano de 2009 también hay boutiques, un museo y un restaurante.

















 Estos dulces son típicos del Diwahli hindú.



No hay comentarios:

Publicar un comentario